Ortodoncis sitios > Ortodoncia Huelva > Blog > Noticia > “Nunca habíamos hecho tratamientos tan buenos y con tanta tecnología aplicada”

Blog

  • “Nunca habíamos hecho tratamientos tan buenos y con tanta tecnología aplicada”

    La Clínica del Dr. Fernando Boccio es pionera en Andalucía en multitud de técnicas odontológicos y cabecera del GRUPO ORTODONCIS, líder europeo en tratamientos con Ortodoncia

    Doctor Boccio recepción

    El fundador de la Clínica, Dr. Fernando Boccio, en la recepción de las nuevas instalaciones.

    El Dr. Fernando Boccio es paradigma de cómo se puede hacer de tu profesión una pasión y viceversa, porque esa ha sido, en sus palabras, la principal razón del constante crecimiento y éxito de una de las mejores clínicas odontológicas de Andalucía, rayando a un nivel técnico del primer nivel internacional.

    Hijo de un conocido pediatra, sacó sus oposiciones a interno de Psiquiatría, pero en la última fase de su especialización en Estados Unidos sintió que era una rama de la Medicina en la que “a lo largo del tiempo se podía ayudar menos de lo que esperaba”. A partir de ahí, y como amante de la tecnología y los avances que esta nos permite, encontró en la Estomatología el campo que colmaba sus expectativas.

    Cuando comenzó a ejercer junto al doctor Alfonso Vargas -al que siempre quedará agradecido por abrirle las puertas a la profesión – se decidió desde el primer momento por la Odontología y se volcó en el estudio de la Ortodoncia.

    Desde entonces hasta hoy, más de 30 años de crecimiento y mejoras en tratamientos le han hecho de Boccio la primera Clínica de Andalucía en implantar tecnología 3D propia o escáner láser intraoral, y la satisfacción de 27.000 pacientes contempla su trayectoria.

    Del gabinete junto a su padre en el Paseo de Santa Fe, pasó a montar consulta propia en la Gran Vía, nº4, donde permaneció bastantes años. En el 2000 trasladó su Clínica al actual edificio en C/ San Sebastián, que hace ahora un año ha tenido que ampliar tras decidir, hace cuatro años, abarcar todas las especialidades odontológicas. Con una clínica de 800 metros repartidos en dos plantas, el Dr. Fernando Boccio compagina hoy su vocación médica con la gestión de un equipo de más de 40 profesionales.

    Sobre cómo una clínica en una ciudad pequeña ha logrado esta excelencia sanitaria y ser la cabeza del mayor grupo de ortodoncistas de Europa (Grupo Ortodoncis) nos habla el fundador en la siguiente entrevista.

    UNA TRAYECTORIA MARCADA POR IR EN VANGUARDIA

    Pregunta: ¿Cómo ha conseguido ser pionero en el uso de multitud de técnicas en Odontología y Ortodoncia y estar a tan gran nivel nacional e internacional?

    Respuesta: He tenido la suerte de que en mi especialidad ha habido un progreso exponencial, y en Ortodoncia ha sido una locura. Siempre me interesaron la Innovación y el Desarrollo y he apostado por eso. En mi primer año del Máster en el Hospital San Rafael en Madrid, me enteré de que había una Reunión Americana de ortodoncistas – país que consume el 50% del producto a nivel mundial – y decidí irme a esa Feria de EE.UU. Así hemos estado 30 años acudiendo y absorbiendo conocimiento. Cuando fuimos la primera vez allí estábamos a mucha distancia y ahora la sensación es la de que le llevamos ventaja a ellos. Nuestro sistema es mucho más competitivo, con muchos más doctores, y tenemos que luchar mucho más. Nosotros en nuestra clínica nos adaptamos y tenemos que ser muy buenos, muy competitivos, y ofrecer cosas que los demás no hacen, tratar de hacer el mejor I+D, un sistema de calidad, etc.

    P: Con esa formación en el extranjero tan avanzada técnicamente ¿La decisión de implantarse en Huelva fue inmediata o barajó algunas otras ciudades mayores?

    R: Esa duda existió siempre, un compañero de mi padre se extrañaba de que me quedase aquí, pero a mí Huelva me gusta mucho, disfruto de mi gente, de mi ciudad, de mi entorno y quería que mi vida estuviera aquí y lo tuve claro desde el primer momento. Y gracias a Dios no me equivoqué, somos una clínica muy fuerte; a nivel de mi grupo (Ortodoncis) somos la primera clínica, y creo que si ofreces unas buenas cosas y en la gente existe esa necesidad pues no hay ningún misterio. He tenido ocasiones de irme a otros sitios, claro, y en otros lugares quizás hubiéramos tenido oportunidad de haber crecido más aún, pero bueno, yo tengo la vida que tengo para vivirla y aquí la he disfrutado mucho.

    P: ¿Quiénes han sido los apoyos fundamentales en este gran proyecto?

    R: La gran compañera de mi vida ha sido mi mujer, Diana Samaniego. Ella estudió en Deusto, Derecho y Económicas, y es una persona muy brillante a nivel profesional y siempre ha tenido una visión enorme en temas estratégicos, en ver qué montamos y desarrollamos. Luego, todo el personal que me ha acompañado siempre, el equipo, ha sido lo fundamental en nuestra Clínica. Hemos apostado siempre por la estabilidad, la formación, la fidelización y la motivación y tenemos las mismas enfermeras de hace muchos años cuando empezamos y eso es muy bueno porque el grado de desarrollo profesional y adecuación con los objetivos y con todo es altísimo. Esos han sido mis compañeros de viaje.

    doctor boccio fachada

    El Dr. Fernando Boccio Vázquez, en la fachada de las nuevas instalaciones ampliadas en calle San Sebastián.

    P: ¿Cuáles fueron los primeros retos técnicos que se encontró como ortodoncista?

    R: Hubo una primera etapa del Arco Recto, la primera solución. Siempre se tenían que doblar los arcos y eso hacía el tratamiento mucho más complejo e incómodo para el paciente. Ponías un Arco Recto en la boca y, debido a sus propiedades físicas, reflexión y capacidad de manejar los torques, iba poniendo los dientes derechos, ese fue el primer gran reto.

    P: ¿Qué otras etapas han marcado la evolución de su especialidad?

    R: Han sido muchas más cosas, como por ejemplo la Ortodoncia Lingual. Había un sector de la población que quería bráquets por dentro y no se podía hacer de forma fácil. Había un Dr. alemán………… que montó un sistema de incógnito y fuimos la Primera Clínica de España certificada en ‘Incógnito’. Fuimos a Alemania para conocerle y, desde entonces, empecé a hacer ortodoncia Lingual con él, el mayor éxito dentro de la Ortodoncia Lingual y se generalizó a muchísimas clínicas, porque hizo un sistema digital con escáner y eso fue un gran cambio.

    P: Un arranque fulgurante como ortodoncista.

    R: Bueno, luego llegó la etapa de los bráquets autoligables, para lo que fue decisiva mi relación con el Dr. norteamericano Damon……….. Al que fuimos a conocer de la mano del mayor fabricante mundial. Se creó una gran amistad y a partir de ahí cada vez que este especialista venía yo le acompañaba exponiendo nuestros casos por toda Europa. En medio hubo otros avances decisivos como los escáneres intraorales, que permiten una enorme precisión para hacer cementados indirectos y mejoran mucho el proceso y acortar meses los tratamientos.

    P: ¿Cuándo llegó la revolución de los alineadores transparentes?

    R: Ese ha sido el gran cambio en la Ortodoncia y la ha abierto a muchas más personas, gracias a los avances tecnológicos. Los plásticos que usamos ahora tienen propiedades especiales que permiten el movimiento del diente y eso ha abierto la ortodoncia a millones de personas que no se lo hubieran puesto. Con estas marcas (Invisaling, Geniova u otras) los alineadores no molestan y no te impiden tu vida social. Ahora Ortodoncis es el primer grupo de Europa, tenemos conferenciantes muy potentes y nuestra clínica, puede ser la primera o segunda de Andalucía. Fue una apuesta estratégica que nos demostró que por ahí va a ir el camino.

    P: En Odontología en general, ¿Qué cambios están revolucionado los tratamientos?

    R: Un área que no para de avanzar es la de los implantes. La forma en que han cambiado en los últimos 25 años ha permitido una capacidad de rehabilitación de las bocas enorme, y ha significado un salto que sigue siendo espectacular. Tenemos en la clínica un programa de ocho (8) horas que, en el día laborable, dirigido a muchas personas que tienen problemas periodontales y no tienen apenas dientes, les quitamos todos los que estén mal y les ponemos sus implantes, y se llevan su sonrisa nueva en un día, y esto, que son cosas que parecen de mentira, ha supuesto un avance enorme y nos ha cambiado la vida.

    FUNDADOR DEL PRIMER GRUPO EUROPEO DE ORTODONCIA (ORTODONCIAS)

    P: ¿Qué le llevo a fundar el Grupo Ortodoncis?

    R: Desde que empezamos un grupo de doctores de toda España, procedentes de la Medicina, veíamos que había muy diferentes métodos, gurús y técnicas por cada problema. El americano decía una cosa, el experto alemán proponía otra y, por esa razón, montamos el primer grupo de ortodoncistas que poníamos en común nuestra investigación, estudios y casos.

    P: ¿Y cómo fue el proceso en Ortodoncis hasta ser ese líder europeo que es?

    R: Pues como decía, comprobamos que en Odontología se requería contrastar opciones y necesitábamos un grupo de clínicos muy bien formados y punteros que fuésemos capaces de crecer juntos. En aquel momento había también una apuesta importantísima por la ‘Clínica Sin Papeles’, otro de los hitos de nuestras clínicas. Había que digitalizarlo todo, los historiales, los tratamientos, las fotos, para tenerlo en pantalla y no en papel, y para aquello fuimos de la mano del Grupo Ortodoncis igualmente. Hicimos un concurso nacional que permitiera la gestión de las clínicas y pacientes. Ese objetivo se consolidó en el tiempo y hemos hecho las Bodas de Plata y el Grupo ha sido la mayor fuente de crecimiento en mi vida profesional.

    P: Para Clínica Boccio y Ortodoncis estar siempre en vanguardia ¿Conlleva también una enorme responsabilidad?

    R: Lo vivimos más como pasión que como responsabilidad. Es un caldo de cultivo donde diariamente tenemos e-mails cruzados. Todos los jueves tenemos videoconferencias, donde exponemos casos clínicos, las complejidades de cada clínica y un sinfín de aspectos más. Dentro de nuestro grupo hay ponentes internacionales, catedráticos de Universidad, gente muy potente y variopinta que nos conocemos desde hace 26 años y somos muy amigos. La amistad se basa en la profesión y nos encanta poner las cosas en común.  El otro día me contaba un amigo que a una hija le había tratado Ortodoncis Lérida y a otra Ortodoncis Bilbao, entonces, claro, ya son muchos años, somos conocidos y tenemos mucha confianza de la gente porque tenemos miles de pacientes tratados y la mayoría muy contentos.

    Doctor Tecnología

    El Dr. muestra alguno de los múltiples recursos tecnológicos con los que trabajan a diario en la clínica.

    UNA CLÍNICA LÍDER EN ANDALUCÍA

    P: ¿Por qué han ampliado recientemente sus servicios al resto de la Odontología?

    R: Cuando un paciente pone la confianza en ti quiere un tratamiento integral, no viene a que le hagan una ortodoncia, viene a que le mejoren su sonrisa y su función. Cuando éramos una clínica pequeñita y teníamos una coordinación con los doctores de fuera podíamos hacerlo. Pero cuando la Clínica creció era muy complejo, porque en una clínica se ponían implantes, en otras Estética… O si el paciente venía referido por un doctor quizás ya no tenía acceso a esos servicios porque el doctor trabajaba con otros proveedores, etc. Decidimos que teníamos que intentar solucionarlo y ser capaces de unificarlo para ofrecerle la mejor atención a los pacientes.

    P: ¿Y cómo es la coordinación de tantos profesionales sanitarios?

    R: No es lo mismo llevar un equipo de 14 personas que uno de más de 40 personas que somos ahora. Aunque me gusta mucho la faceta clínica y médica – los casos y pacientes – tengo que dedicarle mucho tiempo a la gestión. La verdad es que me gusta, disfruto de todo el proceso y nos generan mucha satisfacción los tratamientos que estamos haciendo. Nunca habíamos hecho tratamientos tan buenos, con tanta tecnología aplicada, con pacientes tan contentos. Profesionalmente ha sido importante la decisión, pero lo llevo bien y lo disfruto todos los días.

    P: ¿En Clínica Boccio se ha conseguido un gran recorte de los tiempos de espera?

    R: La tecnología te permite un avance en el control de todos los procesos, y un grupo como el nuestro te permite medir y valorar para que los pacientes no estén en la Sala de Espera, ese era uno de mis objetivos. Por eso tenemos una clínica tan grande y tantos sillones y equipo porque, creo que el tiempo de la gente es muy valioso. Tenemos un compromiso en torno a eso.

    El tiempo medio de espera es de cuatro (4) minutos, es decir, tienes un 95% de posibilidades de entrar en consulta antes de cuatro minutos de la hora asignada. Tratamos de ser ahí muy cuidadosos y todos esos procesos se miman, con directores de Clínica que están encima, reuniones y consultores externos – algunos de Estados Unidos – que estudian a qué horas hay que poner las citas cortas, cuando las largas, etc. Todo conlleva tecnología y sus estudios.

    P: También fue tranquilizador disponer de Urgencias las 24 horas.

    R: Hace muchos años que tuvimos claro que la gente debía de estar tranquila y creamos un Teléfono de Urgencias. Se daban casos de gente que tenía problemas e iba al hospital y allí, lógicamente, no saben tratarlo. Hace mucho que tenemos una enfermera que responde al teléfono y se desplaza al centro si es necesario. Si a un niño se le ha soltado un aparato o le duele un alambre tiene asistencia todos los días del año, y los pacientes lo agradecen mucho.

    P: En unas décadas ha conseguido convertirse en el dentista referente de la provincia.

    R: Bueno, es verdad que los 27.000 pacientes que han pasado por nuestra clínica incluyen también a sus familias, lo que en una provincia como Huelva es mucho. Pero también tenemos pacientes que viven en Dubai, Singapur… Su familia era de aquí, pero ahora las técnicas de plástico permiten estar mucho tiempo sin pasar consulta y tener tratamientos a larga distancia. Tenemos pacientes que viven en Orlando (EE.UU) y viene una vez al año aprovechando las vacaciones porque tiene mucha confianza en nosotros. Ya no hace falta que vengan a menudo, se pueden alargar muchos los procesos y personalizar mucho para hacerlo una vez al año.

    doctor despacho

    El Dr. Boccio, en uno de los despachos desde los que dirige tanto la parte clínica-médica como la gestión.

    EL FUTURO DE LA ODONTOLOGÍA HA LLEGADO

    P: ¿Cuál es el futuro más inmediato de las Ortodoncias?

    R: Dentro de la ortodoncia vamos, sin duda, hacia una Ortodoncia de plástico. Yo he sido usuario de plástico, me he puesto Invisaling y es una experiencia buenísima. Y al que le ponemos bráquets no es tan buena, porque lo pasa regular, no se lo puede quitar, necesita de unos cuidados tremendos, se puede soltar el día antes de salir de viaje, etc. Con lo que creemos que cada vez más los plásticos han venido para quedarse y van a captar mayor cuota de mercado.

    P: Y en el resto de la Odontología ¿Qué otros avances vamos a ir viendo?

    R: Todo el campo de la Prótesis Digital, de CEREC; con material cada vez menos invasivo, poder hacer cada vez las prótesis en un día, y con materiales cada vez más finos. Lo llamamos la Odontología mínimamente invasiva. Tenemos que respetar al máximo los dientes y lo que quede sano de ellos, y solamente sustituir lo que no esté bien.

    También hay picos de demanda importante en la estética. La gente demanda cada vez más estética, ahora en un día un solo niño se hace 100 fotos con los selfis, etc. Con lo cual la estética nos está comiendo en la vida diaria…Y esos problemas tienen muchas salidas de la mano de la tecnología digital, a través de soluciones mínimamente invasivas respetando tu diente y en muy poco espacio de tiempo obteniendo una gran calidad.

    Además, añadiría que hay espacio para el odontólogo que sea capaz de integrar todo esto. Está pasando como en la medicina pasó hace muchos años. Antes el médico de pueblo era también ginecólogo, traumatólogo, internista, pediatra…Tenía que dar todos los servicios. Luego llegó la medicina hospitalaria y ya hay pocas soluciones integradoras. Sin embargo, los pacientes quieren soluciones integradoras, por lo que creo que va a haber espacio para el profesional de calidad que sea capaz de aunar muchas especialidades en su clínica a través de un equipo muy bien coordinado o de él mismo que sea capaz de dar soluciones en muchos campos.

    Doctor equipamiento

    El Dr. Boccio manejando uno de los equipamientos que permiten acortar los tiempos de los tratamientos.

    P: ¿Gracias a la tecnología han bajado mucho los tiempos, no solo de la recuperación, sino también de los propios tratamientos?

    R: Sí, porque al ser las cirugías mínimamente invasivas, los doctores hacen regeneraciones óseas y crean hueso donde no lo había para poder colocar los implantes, por ejemplo. Y en Ortodoncia los tiempos de tratamiento, si se hace de forma eficiente y profesional, han bajado mucho. Cuando yo empezaba había plazos de 30 meses o hasta de tres años. Ahora, tenemos pocos pacientes que superen los 24 meses y el otro día se enfadaba una madre porque había terminado su hijo en 11 meses (risas) “¿Esto cómo puede ser, estará bien hecho?”, preguntaba.

    P: ¿Y tratamientos cada vez más personalizados, no hay dos tratamientos iguales?

    R: Por supuesto. Justo ahora venimos de una sesión clínica los 11 doctores de nuestra clínica, que nos sentamos constantemente y vemos muchas opciones con soluciones distintas, porque la solución no es unívoca. Todas ellas hay que meterlas en un puzle y conseguir la mejor para el paciente. Aparte, los pacientes tienen sus necesidades o limitaciones. Pueden no querer ponerse implantes u ortodoncia por lo que hay que volver a ponerlo ‘en el mix’. Al final, el objetivo es dar la mejor solución que el paciente necesita con sus propias limitaciones. Todo eso exige un esfuerzo de integración, pero lo hacemos mucho, ese es el éxito de una buena Clínica profesional, el integrar bien a sus profesionales.

    UNA ODONTOLOGÍA CENTRADA EN LOS PACIENTES

    Doctor Boccio

    El Dr. Boccio muestra cómo se tiene un control exhaustivo del historial digitalizado de cada paciente y su caso.

    P: ¿También se han abaratado de costes económicos de los tratamientos?

    R: En gran medida sí. Para hacerse una idea hay que destacar que nosotros tenemos los mismos precios en Ortodoncia que hace 10 años. Eso qué implica, pues que todo va subiendo, los costes laborales, los materiales – de Estados Unidos- y el resto sube, con lo que al final hay un encarecimiento del proceso pero ¿Qué ocurre? Que cada vez la gente consume más y en la Odontología se han abierto muchas opciones de consumo.  Antes te faltaban dos dientes y como no existían implantes, te ponías una prótesis ‘de quita y pon’ que era más barato. Con lo cual, aunque los procesos se abaratan la compra en odontología cada vez es mayor porque el paciente tiene cada vez más expectativas y quiere más, se han abierto muchas opciones.

    P: Entonces ¿Se atreve más la población a tratamientos que antes no?

    R: Antes con 60 años tenías tres dientes menos y te conformabas o te daba igual, ahora te quedan dos décadas de ‘juventud’. Ya no hay resignación porque se quiere permanecer joven. Y no solamente quieren un implante, quizás también un blanqueamiento, unas carillas, etc. Las opciones de consumo de la Odontología se han ampliado con lo que, en parte sí se abarata, pero la percepción del paciente es que sigue siendo muy caro, pero porque se hacen muchas cosas.

    P: ¿Se ha conseguido que ya no duelan los tratamientos?

    R: Como yo mismo soy muy miedoso y lo paso fatal cuando tengo que sentarme en el sillón, hemos hecho mucho hincapié en eso. Tenemos un grupo de tres anestesistas hospitalarios que dan servicio a clínicas privadas, y vienen aquí y se lo aconsejamos a todos los pacientes que tienen intervenciones grandes, o poco dintel al dolor y mucha ansiedad con el tratamiento.

    Después, tenemos la sedación profunda, que es óxido nitroso, que es una mascarilla que ponemos a los pacientes que en el 80% de los casos no necesitan sedación con anestesista, y es un procedimiento más sencillito, y así viven una odontología sin ansiedad y es una cosa también importantísima para muchos de nuestros pacientes.

    P: ¿Qué recomendación haría a quién no se atreve a visitar todavía al dentista?

    R: Cada vez viene más gente, porque cada vez más gente valora sus dientes, tanto en función como en estética. Creo que la sonrisa es una parte muy importante en la relación de la vida humana, del éxito en tu trabajo, en tu acercamiento con tus amigos. Es un equilibrio.

    Uno piensa que las cosas van a durar toda la vida y nada dura toda la vida, como las articulaciones, etc. En Medicina se suele decir: ‘Más vale prevenir que curar’. La Medicina Preventiva tiene mucha más eficacia y es mucho mejor que la curativa. Eso debe entenderlo la gente: Cuando vienes con poco problema las soluciones son muy sencillas y duraderas, cuando vienes con muchos problemas las soluciones son peores y menos duraderas. Por lo que mi consejo sería ‘Vaya Ud. al dentista a tratar de hacer medicina odontológica preventiva’, y prevenir más que curar, que siempre eso va a ser mucho mejor para Ud. y para su bolsillo.

    Categorias: Noticia
Comparte
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Clínicas Ortodoncis

Clínica Ortodoncia Huelva

  • Ortodoncia Huelva 959 60 11 98

Te llamamos

Acepto la política de privacidad

Si lo prefieres puedes contactar directamente a través de nuestro Whatsapp

Enviar WhatsApp whatsapp